A usted, mi estimado Lector o mi estimada Lectora:

Le informo con humildad certera y no con falsa modestia, que está a punto de adentrarse en el camino donde podrá vislumbrar atisbos de mi alma, nada muy complejo pero que a la vez carece de simplezas, como ha de ser toda esencia humana, compleja y simple, interesante a los ojos del curioso pero banal a los del mesurado. Tal vez lo que aquí encuentre se asemeje a lo que está ahí, en su interior. Lo invito sin más, a escudriñar un poco, podemos terminar siendo amigos o enemigos, pero en el peor de los casos, no le contamos de esto a nadie y hacemos como si esta conversación jamás existió.

La conjoga desesperada
Se arremolina en mi pecho
Y entre llantos ahogados 
Se me pasa el tiempo,
Y me resto de la vida
Dando un paso fuera
Un paso mas lejos
De este sentimiento seco.

Más +

Que bailen nuestras Almas

Dejemos que bailen nuestras almas
Esa esencia primera
Que nos precedió.
Dejemos que bailen,
Al ritmo de coros infinitos
De voces melosas
Que emanan de esos,
Los que aún no nacen.
Dejemos que bailen nuestras almas
En un vaivén
Vertiginoso
En el sinergismo
esplendoroso
Ese que aflora tan solo
Cuando estoy contigo
En esa danza eterna
–  Para muchos –
Y muy corta
–  Para nosotros – 
Más +

De Cabellos Revueltos

Esos ojos tuyos,
iris de miel,
con ambrosía adictiva,
me endulzan el alma,
y dependo de ellos
hasta tal punto
que quiero me miren
de noche y de día.

Ojos superlativos
de mirada lozana.

Es tu alma rebelde,
libre y alocada,
la que se oculta
tras esas ventanas.
Y desde ahí me observas,
con esa mirada,
de ojos bien abiertos
y sonrisa clara.

Querida Princesa
de cabellos revueltos,
en esos ojos tuyos
yo habito
hace algún tiempo.
Más +

Psicodelia

Las imágenes aparecen una a una cuando cierro los ojos, imágenes peculiares, oníricas, imágenes que no podría describir solo con palabras, estas se agolpan de pronto en el murallón oscuro que producen esas prolongaciones epiteliales que burdamente llaman párpados, prolongaciones de piel que me separan de la realidad y me elevan a esa ese lugar dantesco. Las imágenes me perturban y un sudor frío recorre mi espalda, mis manos se humedecen con un líquido frío y mortuorio, esta sensación se relaciona con una textura plástica e inerte. Siento incluso como emergen desde lo más profundo de mi piel cada una de las gotas que humectan la seca epidermis que me envuelve, puedo sentir externamente cada una de las corrientes frías de la brisa que se conjuga con el sudor y baja aún más mi temperatura.


Quiero abrir los ojos pero el asco que me encanta y hace aflorar ese masoquismo enjaulado que poseo me impiden llevar a cabo esa acción, me hace permanecer encerrado, atrapado en mis pensamientos e imaginaciones psicodélicas, siento esa capacidad de concatenar un sinnúmero de ideas que en otro estado no podría. Me siento un Dios dentro de este mundo virtual que solo yo conozco y que cualquier otra persona sería incapaz entender. Soy yo dentro de mis más oscuros pensamientos, de mis más extrañas sensaciones, de esos recónditos lugares que he temido salgan a la luz, puedo caminar entre mis laberintos intelectuales libres de dogmas y estigmas sociales. Puedo ser yo en mi propio país de las maravillas. En el fondo, es la libertad atrapada en mi interior.
Más +

Del latín vigilare...

Vigila muy de cerca
A ese que sonríe
Que sonríe eternamente
Porque dentro de su alma
Puede alojar y sin aviso
Una pena que devora 
Que devora como un cáncer
Esa alma inmaculada
Que creyó estar presente,
En esta vida tan demente,
Con un único objetivo
El de hacer feliz a todo 
Quien se cruzó en su camino
Más +